Cuándo prescribe una deuda

PreAhorroPréstamos y deudaHacer un comentario

cuando prescribe una deuda

Todo en la vida tiene un inicio y un final, también las deudas. ¿Cuándo prescribe una deuda? El Código Civil es el que marca cuándo caduca cada tipo de deuda (o la mayoría) y qué circunstancias deben darse.

El plazo de prescripción de una deuda oscila entre tres y 15 años. Hasta ese momento, el acreedor podrá reclamar el pago de la deuda, aunque haya pasado años sin hacerlo.

Cómo prescribe una deuda

Hay dos formas de que se extinga una deuda. La primera es pagar la cantidad adeuda y la segunda esperar hasta que prescriba. En otras palabras, dejar pasar suficiente tiempo hasta que la deuda se cancele aun sin haber devuelto el dinero.

El problema, de la segunda opción es que también existen una serie de condiciones para que prescriba una deuda. Es decir, para que una deuda se de por cerrada debe darse una de las siguientes circunstancias:

  • Que el acreedor no haya ejercido ninguna acción judicial o extrajudicial para reclamar la deuda. Aquí entraría el envío de cartas o un requerimiento notarial exigiendo el pago de la deuda.
  • Que el deudor no haya reconocido ni aceptado la deuda pendiente de pago, bien de forma expresa o tácita.

En estos casos, el acreedor pierde su derecho a reclamar y el deudor no tiene la obligación de pagar.

Sin embargo, si en algún momento el acreedor inicia el proceso de reclamación, se interrumpirá el plazo de prescripción. Es como si el tiempo deja de correr. A modo de ejemplo, si una deuda prescribe en tres años, pero el acreedor reclama al año, ya pueden pasar 5 años que la deuda seguirá siendo firme porque ese plazo de tres años legales se paraliza.

Por eso mismo es importante conocer los plazos de pago de las deudas más habituales y cuándo prescribe cada una de estas responsabilidades.

Cuándo prescribe una deuda

El Código Civil y la Ley de Enjuiciamiento Civil establecen cuándo prescribe cada tipo de deuda y qué situaciones concretas deben darse.

Como norma general, las deudas procedentes de contratos personales prescriben a los 5 años. Pasado ese tiempo, el acreedor no podrá reclamar el pago de la deuda si antes no ha iniciado acciones al respecto.

A partir de ahí, esto es lo que debes saber sobre el tiempo que tiene que pasar para que caduque cada tipo de deuda.

Cuándo prescribe una deuda hipotecaria

El plazo de prescripción de las hipotecas es claro y figura en el artículo 1964 del Código Civil. Según el mismo, las deudas hipotecarias se cancelarán en un plazo de 20 años a contar desde su fecha de vencimiento.

Sin embargo, no esperes que una hipoteca prescriba. Las hipotecas son los préstamos donde más estandarizados están los procesos de reclamación por parte del banco. Dicho de otra forma, el banco ya tiene mecanismos para reclamar automáticamente el impago de la cuota de la hipoteca.

Por eso mismo, antes de llegar a ese extremo es mejor negociar con el banco y buscar formas de ahorrar con tu hipoteca.

Cuándo prescribe la deuda de la tarjeta de crédito

Para la deuda de las tarjetas de crédito se aplica la norma general. Esto quiere decir que las deudas por una tarjeta de crédito prescriben a los 5 años, como con un préstamo personal.

Recuerda que este periodo se interrumpe si la emisora de la tarjeta te reclama esa deuda, que es precisamente lo que suele ocurrir. Como en el caso de las hipotecas, no esperes que no reclamen si dejas de pagar una cuota.

Por fortuna, igual que puede reclamar por tu deuda, también tú puedes reclamar cuando las condiciones de un préstamo son abusivas.

Un ejemplo, son las reclamaciones sobre las tarjetas de crédito y las tarjetas revolving. Aquí puedes ver cómo reclamar por la tarjeta revolving.

Cuándo prescribe un préstamo personal

Con los préstamos personales se aplica la normativa general. Así, el plazo para que caduque un préstamo personal es de 5 años.

Hay una excepción a la norma general que se aplica sobre deudas anteriores al 6 de octubre de 2015. El plazo de prescripción para estos préstamos personales es de 15 años, pero todos se extinguen a partir del quinto año desde la entrada en vigor de la citada Ley 42/2015. Ese nuevo periodo de 5 años empieza a contar desde el 6 de octubre, que es cuando entró en vigor la Ley 42/2015, por lo que a efectos prácticos, todas las deudas de préstamos personales anteriors que no se hayan reclamado prescribirán el 6 de octubre de 2020.

Cuándo prescribe la deuda por un alquiler

En este caso el plazo para que caduque la deuda de un alquiler es de 5 años.

De nuevo, es complicado que el casero no reclame la deuda e interrumpa ese plazo. Y es que, si se reclama la deuda del alquiler, el tiempo dejará de correr y se podrá seguir reclamando el pago del alquiler pendiente.

Cuando prescriben las deudas por suministros del hogar

Aquí se aplica la norma general de los 5 años. De este modo, las deudas por la factura de la luz, el teléfono, el gas y cualquier otro gasto fijo del hogar tienen una duración máxima de 5 años.

Si pasado un lustro la compañía no ha reclamado, la deuda expirará.

Cuando prescriben las deudas con Hacienda y la Seguridad Social

Como norma general, las deudas con Hacienda prescriben pasados los 4 años. Y es que, para las deudas tributarias se aplica la Ley General Tributaria.

Con la Seguridad Social ese plazo es también de cuatro años, siempre que no las reclamen, algo harto improbable.

Estos dos tipos de deuda son dos de las más problemáticas dentro de la Ley de Segunda Oportunidad, aunque los últimos cambios en la misma han ayudado a suavizar su impacto.

Si estás pensando en acogerte a la Ley de Segunda Oportunidad o se te acumulan las deudas, hemos llegado a un acuerdo con unos de los mayores expertos de España en este área para que te asesoren.

Cuándo prescriben las multas

¿Tienen las multas fecha de caducidad? En este punto hay que diferenciar entre el plazo de prescripción de la multa y el plazo de cancelación de la deuda que genera esa multa.

En este sentido, la administración dispone de entre 3 y 6 meses para comunicar la infracción de tráfico dependiendo de su gravedad. Si no lo hace en ese plazo, la infracción prescribe y ya no se puede exigir el pago de la multa.

Si ya te han enviado la multa y la sanción, se generará una deuda con la administración pública hasta que la pagues. Esa deuda por una multa tiene un plazo de prescripción de 4 años.

Si has llegado aquí porque se te acumulan las deudas, hay un sistema que puede ayudarte a acabar con ellas. Se trata del método cascada y es el sistema que funciona para terminar con las deudas.

___

¿Y AHORA, QUÉ DEBERÍAS HACER?

1- Si lo que quieres es tener mucha libertad financiera, aprovecha el curso gratuito de Luis Pita, autor de “Ten peor coche que tu vecino”

2- Si ya tienes ahorrados más de 5.000 euros y quieres sacarles una alta rentabilidad,  te recomendamos el curso online Alta Rentabilidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.