El poder del interés compuesto

PreAhorroDónde invertir7 Comments

el poder del interes compuesto
 

El interés compuesto es la mayor fuerza del universo, aseguran que afirmó Albert Einstein y la verdad que en términos de sacar beneficio al ahorro, no hay una herramienta más importante. ¿En qué consiste el interés compuesto? De forma muy resumida: en reinvertir cada año los beneficios que obtienes por tu dinero, de forma que cada vez obtienes intereses de un capital inicial mayor. Es el típico efecto de bola de nieve.

Si tuvieses que elegir entre un céntimo que cada día dobla su valor durante un mes o recibir 5.000 euros todos los días durante ese mismo periodo. Seguro que tu respuesta automática es la segunda, 155.000 euros asegurados sin tener que hacer grandes cálculos. Una buena cifra y sin embargo muy inferior de lo que conseguirías con la primera opción. ¿Cómo puede ser posible? Gracias de nuevo al interés compuesto.

¿Quieres obtener una alta rentabilidad por tus ahorros? Aquí te enseñamos cómo.

Las matemáticas no engañan, multiplica por dos el valor de un céntimo durante 31 días y tendrás la escalofriante cifra de 10,73 millones de euros. El camino al principio será lento y si escogiste esta vía es fácil que tras 10 días y sólo 5,12 euros en cuenta te estuvieses arrepintiendo. A los 20 días las cosas irían algo mejor con 5.242,8 euros pero todavía muy lejos de los 155.000 euros. Por fortuna, a partir de ese momento el crecimiento se dispara. Apenas 5 días más tarde la cuenta sumaría 167.772,16 euros y el día 28 superaría el millón de euros.

Si las cuentas no te cuadran esta es la progresión completa

multiplica un centimo por dos interes compuesto

Esta es la verdadera magia del interés compuesto.

Combinando el preahorro y el poder del interés compuesto

Ahora que ya has visto la magia del interés compuesto, vamos a ver un caso práctico. Imagina que cuentas con unos modestos ahorros de inicio y que además vas aportando las cantidades que preahorras cada mes. El resultado será que tus ahorros crecerán mucho más deprisa y no caminarás hacia la libertad financiera: correrás.

Como siempre, nada como un ejemplo para que lo tengas más claro. Imaginemos que preahorras 300 euros al mes y partes con 20.000 euros en tu cuenta. Este sería el resultado en caso de generar un 1% por tus ahorros, que es lo más parecido a tener tu dinero parado.

interes_compuesto_y_preahorro

De los 20.000 euros iniciales pasarás a tener 123.470 euros, aunque en este caso 90.000 euros los habrás aportado mes a mes como parte de tu plan de preahorro sin apenas darte cuenta. Para realizar el cálculo hemos sumado el preahorro como un ingreso anual sobre el que también hemos aplicado el interés correspondiente, algo que en realidad no funcionaría exactamente así, ya que las aportaciones que harás serán mensuales y por lo tanto no se beneficiarían de todo el interés anual.

Como en los casos anteriores, a mayor beneficio, mejor funcionamiento del interés compuesto. En el caso de un 4% de beneficio, la cifra que conseguirás al cabo de un cuarto de siglo es ya considerable: 197.591 euros.

Interés compuesto y preahorro al 4%

Y por último, mira lo que ocurre cuando de verdad eres capaz de sacar partido a tu dinero. Con una rentabilidad del 8% tus ahorros se disparan hasta los 386.405 euros. Como en el primer caso, habrás aportado directamente 90.000 euros a razón de 300 euros al mes, pero en este ahora el rendimiento es espectacular.

Eso sí, recuerda que en estas simulaciones no se incluye la inflación, que resta valor al dinero y por lo tanto a tus ahorros, ni los impuestos que tendrás que pagar cada año y que se llevarán entre un 19,5% y un 23,5% de tus beneficios.

Interés compuesto y preahorro al 8%

 

Cuanto más tienes, más ganas

El secreto del interés compuesto reside en que el capital crece de forma exponencial porque cada año los nuevos intereses se calculan sobre el dinero más los beneficios logrados el año anterior. Como ocurría en el caso del céntimo de euro con el que iniciábamos el artículo, cuanto mayor es la cantidad, más rédito se obtiene y más potente es el interés compuesto. Súmale una tasa de r

Para que termines de entenderlo, esto es lo que pasa cuando inviertes 100.000 euros al 1% y aplicas el interés compuesto.

Ejemplo de cómo funciona el interés compuesto con un interés del 1%

 

En 25 años, sin hacer aportaciones adicionales de capital, habrías generado un total de 28.243 euros por tu dinero gracias al interés compuesto (en estas simulaciones no se incluye la inflación, que resta valor al dinero y por lo tanto a tus ahorros, ni los impuestos que tendrás que pagar cada año y que se llevarán entre un 19,5% y un 23,5% de tus beneficios).

Ahora viene lo mejor. Mira lo que pasa en cuanto se incrementa la rentabilidad que obtienes por tu dinero. El poder del interés compuesto sigue siendo el mismo, pero los efectos son mucho más claros. Si en lugar de un 1% de rentabilidad consigues un 4% pasarás a tener 266.584 euros, es decir, que tus 100.000 euros habrán generado 166.584 euros. Ésta sería la evolución.

Ejemplo de cómo funciona el interés compuesto con un interés del 4%

 

Por último, imagina que consigues una rentabilidad del 8% por tu dinero. ¿Qué pasaría con esos 100.000 euros? Este es el resultado.


Ejemplo de cómo funciona el interés compuesto con un interés del 8%

El resultado es espectacular. Terminarías con un capital superior al medio millón de euros.

Un truco, la regla del 72

Ahora que ya tienes claro que el interés compuesto es tu aliado en el camino hacia la libertad financiera queremos facilitarte el cálculo de cuánto tardarás en duplicar tu capital una vez que empieces a ahorrar. Para ello existe la que se conoce como la regla del 72, según la cual una inversión se duplica en un periodo de años que da como resultado de dividir 72 entre el interés que consigas. De esta forma, con un interés del 6% tardaríamos 12 años en doblar nuestros ahorros (12=72/6).

¿Cuándo empezar? HOY

El tiempo es el gran aliado del interés compuesto, es el único ‘truco’ de esta herramienta. Cuanto antes empieces a invertir tu preahorro, más y mejor podrá obrar la magia del interés compuesto. Piensa que con cada año que pase tus ahorros, que son la base sobre la que se aplican los intereses, irán creciendo y por eso mismo en los gráficos los últimos años es donde más saltos hay, donde mayor es la diferencia.

Así que no pierdas el tiempo, empieza a sacar rentabilidad a tu preahorro, da el siguiente paso hacia tu libertad financiera.

7 Comments on “El poder del interés compuesto”

  1. Para los que preguntan en que invertir, yo empece a utilizar mi interés compuesto en Bitcoin y me dan una rentabilidad del 40% y les puedo compartir cómo, pero los bancos no ofrecen buenas opciones, les recomiendo buscar en las fintech, ejemplo en México kubo financiero da hasta el 20%

  2. Buenas tardes.

    Interesantes todos los artículos ¡¡¡¡ dan gana de ganar mucho dinero !!! jejeeje

    Pero una pregunta ya que te refieres a invertir, pero ¿invertir dónde o en qué? Porque creo que de las entidades bancarias rancias y tradicionales no te refieres.

    Gracias y saludos
    Enrique Contreras

    1. mm

      Hola Enrique,

      Una de las claves de la inversión es hacerla bien asesorado. Un banco no tiene por qué ser un mal asesor, pero típicamente no encontrarás asesoramiento financiero en un banco tradicional, sino venta y colocación de producto… Hay expertos en inversión independientes que sí puede darte ese servicio.

  3. ¿Qué Bancos o Cajas en España utilizan éste interés compuesto??
    Y cuál de ellos me aconsejas los cuales tengan un interés más alto.
    Actualmente en mi cuenta de ahorro me pagan un 0,10 % anuales.
    Me parece excesivamente poco.
    ¿Qué tipo de inversión y en qué entidad me recomiendas?

    1. mm

      Hola Juan Antonio,

      El interés compuesto no es algo que use una caja o un banco, es simplemente el efecto de reinvertir tus beneficios, aunque para eso hay que conseguir un alto rendimiento para tus ahorros.
      El tipo de inversión dependerá de tus objetivos y tu perfil de ahorrador. Para que lo entiendas mejor, no es lo mismo invertir para la jubilación a 25 años vista que hacerlo pensando en recuperar el dinero dentro de dos años. En este enlace un experto en ahorro independiente te ayuda con una reunión presencial gratuita a encontrar los productos que mejor se adaptan a ti para conseguir una alta rentabilidad para tus ahorros.

  4. No dudo de la veracidad de lo expuesto, pero… ¿donde dejos esos ahorros para que crezcan de esa espectacular manera?

    Creo que es el “quid” de la cuestión porque yo no conozco cuenta o fondo de inversión donde me ofrezcan un 4% de crecimiento anual, mucho menos el resto de porcentajes del ejemplo (todo sea dicho no tengo mucha idea en general de economía).

    1. mm

      Hola Juan,
      Efectivamente, cuanto mayor es el beneficio que logras por tus inversiones, mayor es el poder del interés compuesto. Cuentas que ofrezcan un 4% no hay, pero fondos sí, sólo que no de forma seguida. Es decir, deberás ir ‘saltando’ de uno a otro.
      Precisamente por el tiempo y complejidad, desde Preahorro recomendamos ponerse en manos de expertos en inversión que te ayuden a sacar el máximo rendimiento a tu dinero. En el apartado Invertir Mejor ponemos precisamente a quien quiera en contacto con analistas independientes para que valoren sus inversiones y les ayuden a conseguir la libertad financiera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.